La Verdad

img
Fecha: enero 8, 2015
Aeromur en las nubes, y Bernabé a por las llaves
Manuel Buitrago 08-01-2015 | 12:08 | 4

EL COSTE DEL AEROPUERTO

En el debe de la Comunidad: 79,8 millones ya pagados, más 50-60 que devolvería a Aeromur, más 47 que reclaman los expropiados, más 137 millones del aval.

En el haber de la Comunidad: espera quedarse con la propiedad del aeropuerto, valorado en 260 millones, y recuperar los 182 millones del aval a través de un canon que pagaría el nuevo gestor

La Sociedad Concesionaria del Aeropuerto de la Región de Murcia (Aeromur) se prepara para quedarse en la mínima expresión ya que sus órganos directivos no tendrán razón de ser una vez que el Gobierno regional ha decidido romper las negociaciones y sacar un nuevo concurso para explotar el aeródromo de Corvera. Sin el contrato de concesión que obtuvo en marzo de 2007, y que quedó en suspenso hace dieciséis meses, los derroteros que tomará la sociedad apuntan a que Sacyr se quedará probablemente como único administrador para afrontar la liquidación con el Gobierno regional, que puede tomar una senda amistosa o convulsa con nuevos recursos ante los tribunales.
El Consejo de Administración dejará de contar con su actual presidente, Patricio Valverde; así como con Antonio Ballester, representante de los cinco socios minoritarios: BMN, SabadellCAM, Infucapital, Cementos La Cruz y Montoro e Hijos, según ha podido saber ‘La Verdad’. El resto de miembros pertenecen a Sacyr Concesiones: José María Orihuela, Rafael Gómez del Río y Víctor Martín. El Consejo tiene previsto reunirse los próximos días para definir la estrategia, en la que no se descarta que la sociedad presente concurso de acreedores, ya que quedará desprovista definitivamente del contrato de concesión una vez que se reactiven los recursos que dormían en el TSJ y que quedaron en suspenso en febrero del año pasado, cuando Aeromur y el Gobierno regional reiniciaron las negociaciones para abrir el aeropuerto.

La sociedad ya presentó un preconcurso en septiembre de 2014 cuando el Ejecutivo autonómico le retiró inicialmente la concesión. Salvó esta situación meses después, ya que Sacyr y sus socios inyectaron 6 millones de euros para afrontar los costes de apertura. Estuvieron invirtiendo hasta el mes pasado ?principalmente a cargo de la empresa constructora? a la vez que contrataron a una veintena de técnicos para poner a punto las instalaciones y tramitar los permisos y las certificaciones del Ministerio de Fomento. Aeromur recordó que en los últimos diez meses se ha guiado por las indicaciones que recibía del Gobierno regional, concretamente del exconsejero Manuel Campos, para poder operar a partir de abril, y que por este motivo ha realizado dicho desembolso. Asimismo, ha costeado el mantenimiento de las infraestructuras.
Si ahora se presenta concurso de acreedores, el procedimiento de liquidación podría resultar más complicado para el Gobierno regional. La Consejería confía en que se realice de una forma amistosa, pero depende de la postura que adopte Aeromur para salvaguardar sus intereses. Hasta la fecha, la sociedad ha invertido 60 millones de euros, de los que dedicó 50 a la construcción del aeropuerto. En teoría, la liquidación sería un suma y resta. A grandes rasgos, y simplificando, la Comunidad se quedaría con la propiedad de las instalaciones, de las que es el titular, valoradas en unos 250 millones; y por otro lado devolvería a Aeromur los 60 millones. No obstante, la operación podría complicarse si el consorcio empresarial presenta una reclamación por daños y lucro cesante. A su vez, el Gobierno regional también podría exigir compensaciones. Todo dependerá de que se vaya por la vía amistosa o por la de la refriega.

 

La Consejería no recurrirá esta vez a la Guardia Civil

Activar los litigios judiciales, ultimar el pliego de condiciones del concurso del aeropuerto y preparar la liquidación con la anterior concesionaria, son los tres frentes en los que trabaja el Gobierno regional para intentar abrir el aeródromo de Corvera a finales de este año o el siguiente. El consejero de Obras Públicas, Francisco Bernabé, se reunirá hoy con su equipo con el objetivo de lanzar el concurso a finales de febrero.

Mientras, el Gobierno regional esperará una respuesta del TSJ a lo largo de este mes para levantar la suspensión de los ocho recursos que presentó Aeromur. Basta con que una parte lo solicite para volver a litigar. La Comunidad quiere recuperar cuanto antes las instalaciones; pero no lo hará pidiendo la intervención de la Guardia Civil, como sucedió en septiembre de 2013. Confía en tener las ‘llaves’ antes de adjudicar el nuevo contrato. Eso facilitaría la transición de un gestor a otro, pero en estos momentos no las tiene todas consigo si Sacyr presenta batalla.
El pliego del nuevo concurso incluirá probablemente la obligación de recolocar a los empleados de Aena de San Javier que quieran trasladarse a Corvera, aunque no están por la labor. La empresa que gane no tendrá que poner 182 millones encima de la mesa, sino que devolvería esa cantidad a través de un canon durante los años que dure la concesión.

Cuando se pronuncie el TSJ, la Comunidad también activará el requerimiento a Aeromur de los 182 millones del préstamo, aunque esta cantidad se incorporará a la liquidación. Otro de los cometidos de l a Consejería será retirarle a Aeromur la acreditación de gestor aeroportuario.
Bernabé manifestó, con todas las cautelas, que si el concurso está resuelto a finales del verano, el aeropuerto podría ser una realidad antes de que acabe el año. Aseguró que “no hay marcha atrás” con Aeromur. La pretensión del Ejecutivo, insistió, es llegar a un acuerdo amistoso para realizar la liquidación. “Somos conscientes de que han efectuado unos gastos que hay que afrontar y que deben ser reintegrados”, apostilló, aunque no apuntó ninguna cantidad, recalcó a Europa Press. Citará a los representantes de la sociedad para iniciar estos trámites, que se efectuarán en paralelo con la licitación del aeropuerto, explicó a ‘La Verdad’. Sacyr, el socio mayoritario, sostiene que han invertido 60 millones de euros que exigirán a la Comunidad Autónoma, y no descarta reclamar el lucro cesante tras perder el contrato de concesión de 40 años. Aeromur tampoco descarta presentar preconcurso de acreedores, como publicó este diario.

Por otro lado, Bernabé dijo que el Gobierno regional se hará cargo de las expropiaciones, “que tocaba pagar a Aeromur”. “Los expropiados tienen que tener la tranquilidad de que la Comunidad responde y arbitrará las fórmulas que procedan para que, directa o indirectamente, se haga frente al pago”, señaló a EP.
Recordó que Aena se presentará al concurso, y añadió de que en el caso de que quede desierto “tenemos un problema gordo”. “Partimos de la confianza de que, como mínimo, Aena se presentará. Estamos convencidos de que va a ser un aeropuerto goloso, con un importante potencial de crecimiento”.

Ver Post >

Etiquetas

Otros Blogs de Autor