La Verdad

img
Eterno Real Murcia
img
Nacho López de Sá | 27-05-2015 | 06:41

Aquel trágico día, mientras llovía y lloraba en Montilivi, pensé que no iba a sentir más impotencia en mi vida. Iluso. Qué equivocado estaba. Un descenso administrativo no es más doloroso que uno deportivo; es desolador.

Cuando piensas que las cosas no pueden ir peor, la vida te demuestra que te equivocas: que el negro puede ser más negro. Pero la vida, sin darte cuenta, también te enseña que después de la tormenta llega la calma y que todo tiene solución menos la muerte. Y el Real Murcia no está muerto. Está tocado pero no hundido. No es momento para los lamentos sino para estar más unidos e ilusionados que nunca.

No me importa estar en Segunda B. No me importa que nos desciendan de forma injusta por la vía administrativa. No me importa que los políticos de esta ciudad pudieran hacer más y no lo hayan hecho. No me importa que Javier Tebas le hiciera un traje a medida al Real Murcia para provocar su inmediato descenso. Ni mucho menos me importa que un juez desautorice a otro. Ni que un juez se declare incompetente a la hora de tomar una decisión tan importante como ésta. Y me importa aún menos que la mayoría de equipos de fútbol de este país deban mucho más dinero que el Real Murcia a Hacienda. No me importa que la Justicia sea injusta ni que no sea igual para todos. No me importa que aquellos jugadores granas que parecían antes tan implicados con esta camiseta, huyan ahora en desbandada. No me importa nada que enturbie y ensucie un escudo con más de 100 años de historia.

Y quien menos me importa es Jesús Samper. El principal culpable del descalabro grana. Siento indiferencia por este tipo. Desde su llegada a Murcia, he estado en contra de su gestión económica, deportiva y social. Sólo hay que darse una vuelta por este blog para comprobarlo. Durante todos este años, he repetido hasta la saciedad: ¡Fuera Samper! Lo fácil ahora es hacer leña del árbol caído. No me apetece. El dueño del Real Murcia, tarde o temprano, dejará el club. Y el murcianismo seguirá vivo sin él. ¿Alguien lo duda?

El Real Murcia es eterno le pese a quién le pese.

Sobre el autor Nacho López de Sá
Separar el trigo de la paja. Ese es el secreto de 'El Cedazo'.

Últimos Comentarios

alawad 01-11-2016 | 21:08 en:
Un alcalde provocador
kazekami 28-06-2014 | 00:52 en:
Este presidente no aprende
kazekami 27-06-2014 | 21:52 en:
Este presidente no aprende

Otros Blogs de Autor