Blogs

sargento emilia

Sargento Emilia

El constructo de Violencia de género

El machismo ha evolucionado para sacarle partido político a la lucha de las mujeres por la igualdad. Lo ha hecho sin contar con las mujeres al convertirnos a todas en víctimas.
Se podía haber hecho una contra narrativa con modelos de mujer a imitar por su inteligencia, su independencia o su poder de decisión pero se ha preferido la imagen de esa mujer con hematomas que llora y se acobarda frente a un puño cerrado ( no se imaginan como les pone a los maltratadores esa estampa)
Y es que los hombres han decidido salvarnos a pesar de nosotras mismas y ahí están los resultados. Como seres desvalidos e inferiores, incapaces de tomar decisiones y escapar del maltrato, se nos ha otorgado un estatus especial frente a la Ley mientras se idean ayudas, subvenciones, cuotas, y como no formación, para salir de nuestra cobardía, sumisión y buenismo.
Para conseguir esa igualdad de derechos y oportunidades ha sido necesario armar todo un constructo, que decidieron llamar violencia de género, y que sirve para explicar cualquier violencia ejercida por un hombre hacia una mujer al que le une o le ha unido una relación afectivo-sexual.
Pero no han contado con que algunas mujeres, psicópatas, trastornadas, desesperadas, deprimidas o viudas negras se han propuesto demostrar que nosotras no siempre somos víctimas. Y que el machismo no es siempre la explicación mágica para actos abyectos ya que nosotras también podemos maltratar, desvalijar, apuñalar, amputar o envenenar. Estos casos que los medios de comunicación y las estadísticas oficiales intentan acallar no dejan de repetirse, obligando a algunas cadenas de televisión, en sus programas matinales de crónica negra, a contratar a psiquiatras hombres para intentar explicar a la audiencia principalmente femenina que los hombres que matan a sus hijos lo hacen para hacerle daño a sus ex , mientras las mujeres los suicidan por amor.
En verdad la sociedad se está haciendo cada vez más violenta y el ejercicio de esa violencia se convierte en un asunto de oportunidad. Porque el hombre y la mujer están hechos de la misma pasta. Todos sabemos que en muchos hogares es la mujer la que lleva los pantalones y en muchos casos se dedica a maltratar, con sus reproches y sus sospechas, a ese niño marido que tiene a su lado.
Como ejemplo, si yo me propongo ser Jefe de la policía local no necesito que me aprueben cuotas para mujeres sino que me garanticen que las bases y el proceso del concurso-oposición van a ser limpios y que el tribunal ( y, como no, el Ayuntamiento de turno) no estará contaminado por la idea de que es preferible tener a un machote como jefe o a un amiguete.
Con un proceso de selección basado en la meritocracia no necesito condescendencia. Ya me encargaría yo de aportar mi formación, mis titulaciones, mi savoir faire, mi experiencia, mi coraje y mi implicación para poder pelear por el puesto.

Versión policial

Sobre el autor

Sigo con mi "Versión Policial" en un intento por destripar una realidad urbana que el ciudadano en ocasiones apenas intuye. Con "Ficción Literaria" les hago partícipes de mis devaneos con la escritura. Más en mis blogs: Sexo Exprés y Stop Bullying


noviembre 2018
MTWTFSS
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Contenido Patrocinado