La Verdad

img
Fecha: septiembre 11, 2017
Con todos ustedes… el déficit de la cuenca del Segura
Manuel Buitrago 11-09-2017 | 11:56 | 1

La cuenca del Segura pierde el 90% de la lluvia por la evapotranspiración

La Confederación se basa en informes del Cedex y del Instituto Geológico y Minero para replicar a Greenpeace que Murcia y Alicante no son autosuficientes

Repsol perforó a 4.000 metros en Cieza en busca de petróleo y el agua que encontró era muy salada

deficit-del-segura

:: M. BUITRAGO


Murcia. En la cuenca del Segura “llueve” hacia arriba tanto como hacia abajo. Sufre una brutal evapotranspiración que alcanza el 90%, el mayor índice de todas las cuencas hidrográficas de España, que está en el origen de su déficit estructural. Tan solo el 10% del total de la precipitación media anual se puede aprovechar para los usos ambientales y consuntivos (consumo de la población y los regadíos). En el mar desemboca una mínima parte de los 800 hectómetros anuales que pueden retener los acuíferos y los embalses de la cuenca en un año normal. No así en los periodos de sequía, como el actual, que ha encadenado tres ejercicios de extrema escasez y ha dejado las reservas bajo mínimos.
La escasa precipitación media anual es de 374 litros por metro cuadrado, y la evapotranspiración alcanza los 335 en pantanos, láminas de agua y plantas. De lo que se aprovecha realmente, 11 litros/m2 son escorrentías y otros 32 litros/m2 se almacena en los acuíferos, en su mayoría sobreexplotados. Los estudios del Cedex y del Instituto Geológico y Minero, que son los organismos encargados de estudiar las masas de agua subterráneas, han certificado de nuevo los parámetros de precipitaciones y evapotranspiración para poner de relieve que el Segura no es autosuficiente, como apuntó Greenpeace recientemente basándose en un estudio del hidrogeólogo Francisco Turrión, que carece de validez y rigor técnico, según explicaron el presidente del organismo de cuenca, Miguel Ángel Ródenas, y Jesús García, jefe de planificación.

zzzzz plantilla370
Apostillaron que dicho informe, que circula desde hace años, suma dos veces la escorrentía total, a la vez que falla en su pronóstico de que existe una infiltración natural de los acuíferos a los ríos y al mar. Destaca Ródenas que, bien al contrario, los acuíferos son pequeños y están muy fracturados. “Están compartimentados y no existe descarga de arriba hacia abajo”.
Se apoya en el Inventario de Surgencias de las Aguas Continentales del Ministerio de Fomento, según el cual no existe tal conexión interior y solo llegan al mar una media de 11 hectómetros anuales.
“Datos tergiversados”
Los acuíferos profundos no ofrecen alternativa ni son viables. La compañía Repsol realizó un sondeo en Ascoy (Cieza) en agosto de 1989 para buscar petróleo en la zona. Perforó a 4.000 metros y encontró bolsas de agua con una salinidad muy elevada, que crecía conforme se profundizaba. Unido a esto, el coste energético de la extracción, en el caso de que fueran caudales óptimos, sería astronómico, señalan los responsables de la Confederación.
Defienden que en el largo proceso de elaboración del plan de cuenca se estudiaron las alegación de Turrión y de varias comunidades de regantes de Albacete que se sumaron a las tesis de que había suficiente agua en la cuenca, en tanto que reclamaron parte de esos supuestos sobrantes para poner en producción 32.680 hectáreas de nuevos regadíos. Pronto se comprobó que era imposible y que las cifras estaban equivocadas, subrayan Ródenas y Jesús García.
Ródenas añade que algunos expertos mencionados en el controvertido estudio han informado de que sus datos han sido “tergiversados”. El presidente de la CHS no pasa por alto el hecho de que los 540 hectómetros que supuestamente no se contabilizan en el plan del Segura coinciden con la asignación total del Trasvase Tajo-Segura. Ve una intención clara de atacar dicha infraestructura, razón por la cual el Gobierno de Castilla-La Mancha se sumó con rapidez a las conclusiones de Greenpeace. “El acueducto Tajo-Segura es un elemento estratégico de la planificación hidrológica de la cuenca del Segura y de la planificación hidrológica nacional”, recalca Ródenas.
El regadío gasta menos agua
La CHS informó de que las superficies regables y regadas en la cuenca del Segura apenas han variado. El terreno cultivado era de 253.000 hectáreas en el plan del año 1998, y en el actual, casi veinte años después, es de 262.393 hectáreas. La mitad corresponde a los regadíos del Trasvase, cuyo perímetro es inamovible.
La demanda agraria de agua, que incluye los regadíos tradicionales de las tres vegas, ha descendido en más de cien hectómetros: ha pasado de 1.662 hectómetros en 1998 a los 1.546 del plan vigente.

 

Ver Post >
¿Es posible construir una macrodesaladora de 352 hm3?
Manuel Buitrago 11-09-2017 | 11:51 | 0

Un grupo de empresarios analiza la viabilidad de una planta de 352 hectómetros anuales y 1.200 millones de inversión que estaría ubicada en Escombreras

Esta desaladora serviría de complemento al Trasvase Tajo-Segura y ayudaría a cubrir el déficit del Segura

Productores murcianos siguen los mismos pasos que sus colegas de Almería para asegurarse el agua

estudian-viabilidad-gran-desaladora

:: M. BUITRAGO


MURCIA. Los regantes y empresarios hortofrutícolas están cada día más convencidos de que tienen que pasar a la acción para conseguir el agua que necesitan y no ven otra opción que la desalación. Consideran que el Gobierno del PP no va a solucionar el déficit y por este motivo un grupo de productores y exportadores está analizando la construcción de una macrodesaladora capaz de producir 1 hectómetro cúbico diario, lo que la convertiría en la mayor instalación del mundo de estas características. Cuentan con un estudio de ingeniería básico que sitúa esta desaladora en el Valle de Escombreras, con un sistema propio de captación de agua y de emisión de salmuera, así como una nueva red de distribución.

zzzzz plantilla370
El proyecto se encuentra en una fase preliminar para evaluar su viabilidad, apuntaron diversas fuentes a “La Verdad”. Este grupo de empresarios considera indispensable el mantenimiento del acueducto Tajo-Segura, ya que la desalación no es suficiente para cubrir las necesidades actuales y menos el déficit estructural de la cuenca del Segura, de 450 hectómetros anuales. Productores de Almería ya han tomado la decisión de invertir en desalación construyendo plantas propias
El estudio de la macroplanta de Escombreras –que estaría en una parcela próxima a la desaladora alquilada por la Comunidad Autónoma– plantea dos alternativas, en función de si se monta en paralelo una planta solar capaz de generar 230 megavatios para proporcionar parte de la energía que necesitará la futura desaladora. En este sentido, el coste total oscilaría entre los 1.197 millones de euros y los 1.433 millones. La desaladora tendría un coste de 692 millones, a los que se sumarían otros 284 de la red de distribución. La planta solar necesitaría una inversión de 197 millones.
Se trata de cifras elevadas acordes con el tamaño de la planta, de 352 hectómetros cúbicos anuales. Sería muy superior a las instalaciones de Askelon y Sorek en Israel, de 120 y 220 hectómetros cúbicos, respectivamente.
El anteproyecto, visado por el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales, indica que el coste de venta del agua oscilaría entre los 47 y 49 céntimos el metro cúbico, similar a los precios actuales de mercado. El estudio incluye un exhaustivo análisis de la Red Natura 2000, en tanto que las conducciones para la toma de agua y el vertido de salmuera al mar deberían atravesar la Sierra de la Fausilla a través de un túnel de 1.800 metros. La zona marina está desprovista de posidonia oceánica, recalca el informe.

Si se considera viable y se dispone de la financiación necesaria, esta desaladora no vería la luz antes de cuatro o cinco años. Los empresarios murcianos que estudian el proyecto consideran que hay que tomar medidas a medio y largo plazo, como ya han hecho los productores y exportadores de Almería vinculados a la sociedad Aguas del Almanzora, que promueven una desaladora de 30 hectómetros y quieren gestionar otra construida por Acuamed.
La nueva red de distribución está proyectada con tres puntos de conexión con la infraestructura del Postrasvase Tajo-Segura, con sus correspondientes balsas de regulación y sistemas de impulsión. Los puntos de entrega estarán situados en el embalse de La Pedrera, la proximidad del Azud de Ojós y cerca del embalse de Algeciras, con el fin de abastecer todas las zonas regables.
El anteproyecto plantea dos modelos de financiación para afrontar los costes: un inversor privado que rentabilice y amortice la inversión mediante la venta del agua a los agricultores; o bien que sean estos últimos los propios inversores aportando el cien por cien del capital, con derecho a compra del agua en proporción a sus acciones. Las mismas fuentes consultadas subrayaron que el proyecto está en fase de estudio.


El proyecto más ambicioso para cubrir el déficit

Ver Post >
El trasvase Negratín-Almanzora también queda en suspenso
Manuel Buitrago 11-09-2017 | 11:45 | 0

Después del Tajo-Segura, los productores murcianos sufren otro mazazo con el cierre de este acueducto

La Confederación del Guadalquivir corta el grifo a la zona oriental de Almería tras descender los embalses al 30%

cierre-del-negratin-almanzora

:: M. BUITRAGO


MURCIA. Después del Tajo-Segura le ha llegado el turno al trasvase Negratín-Almanzora, que ha sido cerrado al descender las reservas de los embales de cabecera situados en la Sierra de Cazorla. Este acueducto abastece 19.000 hectáreas de la zona oriental de Almería, muchas de las cuales son explotadas por empresas hortofrutícolas de la Región. Los productores de ambas provincias están entremezclados en esta zona limítrofe. De esta forma, los regantes y exportadores murcianos han sufrido un doble revés con la suspensión de ambos acueductos.
El trasvase Negratín-Almanzora, de iniciativa privada, tiene una pequeña derivación a Puerto Lumbreras que fue autorizada en el año 2013 por el Ministerio de Agricultura para suministrar 1 hectómetro cúbico al año a los regadíos de este municipio. Los regantes y las grandes explotaciones de la zona, donde están asentadas empresas murcianas, también tienen asignada una dotación del Tajo-Segura de la que tampoco pueden disponer.
Dado que los pantanos de El Portillo, San Clemente y La Bolera se han quedado por debajo del 30% de su capacidad total, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir ha decidido suspender los envíos de agua, según la normativa andaluza. En situaciones hidrológicas normales, esta infraestructura moviliza 43 hectómetros anuales del Negratín a la comarca del Almanzora a través de unas conducciones de 120 kilómetros que gestiona la sociedad Aguas del Almanzora desde el año 2004.

El presidente de este organismo, Javier Serrano, informó ayer de que es la primera vez que se suspenden las transferencias de caudales a causa de la sequía. La Junta de Andalucía les ha ofrecido 3 hectómetros de una comunidad de regantes de Córdoba a través de la fórmula de la cesión de derechos, con los cuales podrán regar solo durante 20 días. Es una medida que Serrano considera claramente insuficiente. Sostiene que la única opción que les queda es recurrir a la desalación para asegurarse el suministro a medio y largo plazo.
Están buscando alternativas a través de la producción de agua industrial. Por un lado, intentan hacerse con la gestión de la planta de Cuevas de Almanzora, propiedad de Acuamed, que resultó dañada por las inundaciones del año 2012. Asimismo, tienen en proyecto la construcción de una nueva desaladora con capacidad para 30 hectómetros anuales.

Los regantes de Almería quieren su propia desaladora


La sociedad Aguas del Almanzora no piensa quedarse de brazos cruzados y ha dado los primeros pasos para construir una desaladora propia de 30 hectómetros, valorada en 100 millones de euros, explicó ayer su presidente, Javier Serrano. “Tenemos un sector hortofrutícola muy importante y consolidado que ya no puede depender de la lluvia. Es necesario asegurar los recursos de una vez por todas”, apostilló. Los regantes esperan contar con la ayuda política y económica de la Junta de Andalucía para sacar adelante este proyecto de carácter privado lo antes posible. Serrano puntualiza que esta planta debe ser gestionada por los propios regantes. La idea es ubicarla en Cuevas de Almanzora, próxima a otra desaladora propiedad de Acuamed. La suspensión del trasvase del Negratín, que afecta por igual a productores de Almería y Murcia, privará de este recurso a la mitad de la superficie asignada. Hay regantes que podrán recurrir a pozos, desalación y algunos volúmenes del pantano de Almanzora. Otros se quedarán de momento sin caudales.

 

Ver Post >
La población se prepara para un consumo récord de agua desalada
Manuel Buitrago 11-09-2017 | 11:35 | 0

Más de la mitad de la demanda urbana se cubrirá con las plantas desaladoras, y el suministro de este año estará garantizado

agua-desalada-para-todos

:: M. BUITRAGO


MURCIA. La población consumirá un 30% más de agua desalada durante los próximos meses debido al cierre del acueducto Tajo-Segura. De esta forma, la aportación de agua industrial al sistema de abastecimiento cubrirá de largo más de la mitad de la demanda de los 79 municipios atendidos por la Mancomunidad de Canales del Taibilla.
El delegado del Gobierno en este organismo, Adolfo Gallardo, informó ayer de que el suministro urbano está garantizado hasta diciembre para los casi tres millones de habitantes de la Región de Murcia, sur de Alicante y dos municipios de Albacete. Esto incluye la actividad económica no agrícola. La Mancomunidad y la Confederación Hidrográfica del Segura están estudiando ahora qué medidas excepcionales adoptarán a partir de enero, ya que temen que se prolongue el cierre del Trasvase, que suele proporcionar unos 8 hectómetros mensuales en origen, en situaciones hidrológicas normales.

Desaladora de Torrevieja. © Nacho Garcia 18/7/2017

Desaladora de Torrevieja.
© Nacho Garcia 18/7/2017

Es muy probable que el organismo de cuenca tenga que abrir más pozos de emergencia el año que viene para asegurar el suministro a la población. Gallardo recalca que este año estará cubierto con todos los caudales de desalación que pueda poner Acuamed a su disposición. La sociedad estatal ofrecerá el máximo apoyo, dando por hecho que los volúmenes que se destinen a los abastecimientos se restarán para los regadíos, una situación que los agricultores aceptan aunque no sea de su agrado. No por negar recursos a la población, sino porque el Ministerio no les proporciona agua suficiente para sus cultivos con otras medidas excepcionales, como las compra de agua en la cuenca del Tajo y la apertura de pozos privados, a los que se exige un laborioso trámite de impacto medioambiental.
La Mancomunidad contará con 3,5 hectómetros cúbicos mensuales del pantano del Taibilla; así como con otros caudales que ha comprado a los municipios de Hellín (dos hectómetros), Abarán y Alguazas, además de los pozos que ha puesto la CHS a su disposición. El resto procederá de las desaladoras, que incluye las dos que son propiedad de este organismo y que están produciendo al máximo desde hace meses. Acuamed suministrará 1,5 hectómetros cada mes de la planta de Valdelentisco, y otros 13 hectómetros de Torrevieja hasta enero. Águilas inyectará asimismo 200.000 metros cúbicos al mes.

LAS CIFRAS
63 hm3

Necesitará la población hasta enero, a una media de 16 por mes.

3,5 hm3

Proporcionará cada mes el río Taibilla. Otra parte será de pozos.

4 hm3

Llegarán a través de la compra de agua en Hellín, Alguazas y Abarán.

13 hm3

Aportará la desaladora de Torrevieja hasta fin de año.

2 hm3

Mensuales saldrán de las desaladoras de Valdelentisco y Águilas.

4 hm3

Al mes de San Pedro del Pinatar.

Ver Post >
El Cenajo se queda en los huesos
Manuel Buitrago 11-09-2017 | 11:28 | 0

El mayor pantano de la cuenca languidece con las reservas más bajas desde el año 2005

En la mayoría de presas se roza el “embalse muerto”, y la situación puede empeorar porque no se prevén lluvias abundantes en otoño

el-cenajo-bajo-minimos

:: M. BUITRAGO


MURCIA. Hay que retrotraerse a las grandes sequías de los años 1995 y 2005 para encontrar una similitud con la agonía que sufre la cuenca del Segura, que se puede visualizar con la escasez de reservas en el embalse del Cenajo, el mayor de la demarcación hidrográfica. La larga sequía ha reducido sus existencias a la quinta parte de la media de los diez últimos años. El emblemático embalse contiene en estos momentos 41 hectómetros, el 9% de su capacidad total de 437. Peor lo tiene el pantano de la Fuensanta, situado aguas arriba, que se encuentra al 7%. Son los dos grandes embalses de cabecera, ambos en la provincia de Albacete, que llevan camino de batir un récord a la baja si se confirman los peores vaticinios, ya que los modelos que maneja el Ministerio de Agricultura no prevén abundantes lluvias este otoño.

Embalse del Cenajo. © Nacho Garcia 6/9/2017

Embalse del Cenajo. © Nacho Garcia 6/9/2017

Lo que en otras cuencas se considera excepcional –como sucede con la sequía que afecta a gran parte del Duero–, resulta reincidente en el territorio del Segura. Las escasas reservas suman 193 hectómetros, el 17% del total, y el problema añadido es que el nivel mínimo se aproxima al estado de “embalse muerto”, que coincide con la menor cota para la toma de agua y con el volumen imprescindible para la fauna piscícola. Ello acarrea además problemas de operatividad para el funcionamiento de estos pantanos, que solo recogen aguas propias de la cuenca del Segura.
El volumen medio del Cenajo en los diez últimos años ha sido de 220 hectómetros, la mitad de su capacidad total. En estos momentos atraviesa otro de sus periodos graves, hasta el punto de que en la zona de cola del embalse se aprecian las ruinas de antiguas edificaciones del paraje de Alcantarilla de Jover.
El Cenajo vivió su situación más crítica en los años 1995-96, en los que solo tuvo un 3% de agua (14,8 hectómetros). En aquel episodio, las existencias de la cuenca fueron del 11%. En la siguiente gran sequía del año 2005, sus reservas bajaron al 8% en septiembre, un nivel que puede empeorar las próximas semanas.
Las mayores existencias de la cuenca se encuentran actualmente en el embalse de La Pedrera, en la Vega Baja alicantina, que almacena 67 hectómetros, el 27% del total. Allí se mezclan caudales de distinta procedencia para abastecer a la población y atender los regadíos de la zona: aguas del Trasvase, del Segura y de la desalación. Los demás pantanos suman 53 hectómetros.
A nivel nacional, las mayores reservas están en el Tajo, Guadiana y Ebro, todos por debajo de la media de los diez últimos años.

Ver Post >

Etiquetas

Otros Blogs de Autor